Lo invisible en el universo, un hoyo negro...

Algunos agujeros negros se forman a partir de los restos de una gran estrella que muere en una explosión de supernova. Si la masa total de la estrella es lo suficientemente grande, al menos tres veces la del Sol, la explosión hace que la estrella se derrumbe bajo la influencia de la gravedad y aquí comienza lo extraño: la masa de esta estrella genera un campo gravitatorio de tal magnitud que ninguna partícula (ni materia ni luz), puede escapar de ella. Por ello se les llama agujero negro: allí no hay ni un fotón de luz, eso hace que sea imposible verlos directamente.




Lo que sí se puede ver es el horizonte de sucesos. En cierto sentido es como intentar ver el fondo de una cascada, sin caer en ella. Pero los científicos tienen una alternativa: colocarse en el punto exacto en el que la gravedad del agujero negro no es tan fuerte como para atraparlos. Este es el horizonte de sucesos y es una suerte de balcón cósmico para agujeros negros. El borde del precipicio.

256 vistas

Copyright © 2018 Tercer Milenio Studios, todos los derechos reservados.

5250-2880   5250-2704

  • Negro del icono de YouTube
  • Negro Facebook Icono
  • Negro Twitter Icono

Explora Tercer Milenio

Redes Sociales

  • Icono social Twitter
  • Facebook Social Icon
  • YouTube Social  Icon
  • Icono social Instagram

Secciones