Copyright © 2018 Tercer Milenio Studios, todos los derechos reservados.

5250-2880   5250-2704

  • Negro del icono de YouTube
  • Negro Facebook Icono
  • Negro Twitter Icono

Explora Tercer Milenio

Redes Sociales

  • Icono social Twitter
  • Facebook Social Icon
  • YouTube Social  Icon
  • Icono social Instagram

Secciones

Los Mayas Vivieron en Teotihuacán


-Telol Ti Huac Kan en Maya significa: Ahí Donde Surge la Sabiduría.


-Las Pirámides o Atzacoalis tienen las mismas proporciones del Hunab (La Medida) que las pirámides del Yucatán y Quintana Roo.


-El hallazgo de más de 2600 fragmentos de cuerpos y objetos confirman que eran de la civilización Maya en su auge.


-Aunque los arqueólogos dicen que era una red de comercio de Animales, en lo profundo compartían Sabiduría de Astronomía y Calendarios, conocimientos de Iniciados.


Entre las Pirámides del Sol y de la Luna, en la Plaza de las Columnas se descubrieron 4 grandes depósitos que que contienen piezas de cerámica que superan un millar, más de 2 mil 600 fragmentos de restos humanos junto con cientos de objetos y restos de animales, además 500 fragmentos de pinturas murales con iconografía o símbolos de los mayas.



Las Pinturas Murales encontradas en Tetotihuacán revelan que pertenecen a la Civilización de los Mayass


Este descubrimiento confirma que los sacerdotes astrónomos mayas habitaban en Teotihuacán, y aunque los expertos no lo señalan directamente, todo indica que esta Ciudad alineada con el cinturón de Orion, con la Vía Láctea, y con los puntos cardinales, era y es un enorme observatorio astronómico que habría sido edificado por los sabios astrónomos mayas.





El hallazgo fue realizado por Investigadores del Instituto Nacional de Antropología e Historia, el INAH de México y un equipo de investigadores dela Universidad Estatal de Arizona.


Los depósitos con evidencias de la civilización de los mayas se localizaron a un costado de la Calzada de los Muertos, que en realidad debiera llamarse la calzada de la Vía Láctea, la Calzada de Wakah Chan, (en maya era la Vía Láctea), la Citlacueye que significa la Falda de Estrellas, una hermosa concepción del nombre de los Nahutal dieron a nuestra galaxia en la parte de su ecuador, esa zona saturada de estrellas que también llamaban Mixcoatl, la serpiente Nube. Todos estos conceptos no son manejados directamente por los investigadores del INAH, al menos en la presentación de la Noticia, sin embargo, toman especial realce y deben considerarse para profundizar en el conocimiento iniciático que existe en esta Ciudad que contiene marcadores astronómicos.


Esto debido a que se corrobora la hipótesis de la integración de la élite maya a la función política y social de Teotihuacán; además de que la plaza funcionaba como el complejo ceremonial y administrativo de los gobernantes teotihuacano.


Este descubrimiento de objetos de los mayas se realizo dentro de la investigación de denominado Proyecto Complejo de las Columnas, concebido con el objetivo de profundizar en la estructura política del Estado o Elite gobernante en esta ciudad del altiplano de México.





El Investigador Saburo Sugiyama, de la Universidad del Estado de Arizona, explicó que durante cuatro temporadas se efectuaron hallazgos en más de 500 metros de la plaza, donde se exploran las tres pirámides principales; se hicieron trincheras, pozos y un túnel en el montículo norte denominado 25-C de 17 por 35 metros.


En un túnel, fue localizada una ofrenda dedicada al ritual de terminación del edificio donde se hallaron 50 piezas de piedra verde, 60 de obsidiana, cientos de caracoles, orejeras, pendientes y restos de animales sacrificados como águilas, una cabeza de puma, serpientes y un mono, este hallazgo es la primera ocasión que se encuentra el cuerpo completo de un mono, del que se dice era del golfo, o de la costa del océano Pacífico o incluso de la zona Maya, de acuerdo a los comentarios de Sugiyama.





A unos metros de la ofrenda fue hallado un depósito de pintura maya con más de 500 fragmentos. Por medio de excavación de pozos que alcanzan más de 100 m² de extensión y una profundidad de casi 5 metros, se ha determinado que las estructuras de la Plaza de las Columnas sirvieron para actividades administrativas, ceremoniales y probablemente como residencia de la élite no solo teotihuacana, sino maya, al menos hacia 350 d.C., cuando ambas dominaban el panorama durante el periodo Clásico en Mesoamérica. Sin embargo existe la posibilidad de que pronto se descubran indicios de los Mayas con mayor antigüedad.


Fernando Correa Domínguez

Jefe de Información Tercer Milenio

fcorrea@tercermilenio.tv


visita www.gaia.com/tercermilenio

donde encontrarás más de 1500 contenidos exclusivos.

Regístrate y obtén 60 días sin costo.



428 vistas